IMPORTANCIA DEL NERVIO VAGO y como estimularlo.

Desde hace mucho tiempo los científicos saben que estimulando el nervio vago, podemos mejorar nuestras habilidades cognitivas y comportamiento y que además, nos permitirá aprovechar su potencial para mantener la calma en un momento tenso.

Es el décimo de los nervios craneales, a menudo llamado el “Nervio de la compasión”, porque cuando está activo, ayuda a crear las “ondas calurosas” que sentimos en nuestro pecho cuando nos dan un abrazo o nos conmueve algo…

Cuando alguien dice “… yo confío en mi instinto”, también podría decir “… yo confío en mi nervio vago” ya que los instintos son intuiciones emocionales transferidas al cerebro a través del nervio vago.

El nervio vago es el nervio que proviene del cerebro y controla el sistema nervioso parasimpático, que controla tu respuesta de relajación

¿Cómo estimular el nervio vago?

Acostarse en una superficie cómoda, si tiene ropa justa, aflójesela.

Inspirar por la nariz profundamente con la sensación de llevar el aire a la parte más baja del vientre (respiración abdominal).

Esta inspiración debe durar unos 4 o 5 segundos, mantenemos el aire en los pulmones durante unos seis segundos y lo expulsamos en una espiración que debe durar unos 4 o 5 segundos, pero al ir expulsando el aire debemos poner los labios como si estuviéramos soplando una vela, o sea, ligeramente contraídos.

Tanto la inspiración como la espiración deben ser lentas y profundas. Se puede hacer el tiempo que se desee, el mínimo ideal serían unos 7 u 8 minutos. En lo posible hacerlo todos los días.

En una situación estresante, por ejemplo, antes de un examen o entrevista laboral los resultados pueden ser sorprendentes.

La estimulación a largo plazo del nervio vago ayuda a regenerar algunos órganos, reduce la presión arterial, aumenta el espesor del cerebro, mejora la función inmunológica, armoniza el sistema nervioso, reduce la ansiedad, el estrés y la depresión, además de mejorar la frecuencia cardíaca, la reparación del tejido cerebral y una verdadera regeneración en todo el cuerpo.

A medida que envejeces, tu sistema inmunológico produce más moléculas inflamatorias, y tu sistema nervioso activa la respuesta al estrés, promoviendo así un colapso del sistema y el envejecimiento.

Pues bien, mediante la activación del nervio vago, tu puedes controlar tus células inmunes, reducir la inflamación e incluso prevenir la enfermedad y el envejecimiento!

Mediante la creación de estados cerebrales positivos – como maestros de meditación han hecho durante siglos – se puede activar el nervio vago y controlar la inflamación. En realidad puedes controlar la función de los genes por este método. Activa el nervio vago, y podrás encender los genes que ayudan a controlar la inflamación. La inflamación es uno de los factores centrales de la enfermedad y el envejecimiento.

Regeneración celular

Aún más fascinante fue el descubrimiento de que nuestro cuerpo se puede regenerar a cualquier edad. Diane Krause, MD, PhD, de la Universidad de Yale descubrió que nuestras propias células madre adultas innatas (células de nuestra médula ósea que pueden convertirse en cualquier célula en el cuerpo) pueden transformarse en las células del hígado, el intestino, los pulmones y la piel.

Este es un avance fenomenal. He aquí el por qué. Esto significa que tenemos el poder de crear nuevas células y renovar nuestros órganos y tejidos acualquier edad. ¿Y cómo se controlan estas células madre? Lo has adivinado: el nervio vago.

Por ejemplo, han encontrado que las células madre están conectados directamente al nervio vago. La activación del nervio vago puede estimular a las células madre a producir nuevas células y reparar y reconstruir tus propios órganos.

Así que la relajación – un estado de calma, paz y tranquilidad – puede activar el nervio vago. Y el nervio vago, a su vez, activa las células madre para regenerar y renovar tus tejidos y órganos.

Relajación y meditación

Los científicos incluso han demostrado que la meditación hace más grande y mejor al cerebro. Ellos trazaron la función cerebral de los “meditadores profesionales” trayendo al laboratorio a Lamas tibetanos entrenados en la concentración y el control mental. ¿El resultado? Ellos encontraron niveles más altos de ondas cerebrales gamma y cortezas cerebrales más gruesas (las áreas asociadas con las funciones cerebrales superiores) en los meditadores.

La activación del Nervio Vago:

  • Reducirá la inflamación
  • Ayudará a regenerar tus órganos y células mediante la activación de las células madre
  • Aumentará su variabilidad de la frecuencia cardíaca
  • Aumentará el espesor de su cerebro (que normalmente se encoge con la edad).
  • Aumentará la función inmunológica
  • Modulará tu sistema nervioso
  • Reducirá la depresión y el estrés
  • Mejorará el rendimiento
  • Mejorará su calidad de vida

Las investigaciones científicas sugieren que la activación del nervio vago se asocia con los sentimientos, de cuidado y de la intuición ética de que los seres humanos de diferentes grupos sociales (incluso contradictorios) comparten una humanidad común. Se ha encontrado que las personas que tienen alta activación del nervio vago en un estado de reposo son propensas a sentir emociones que promueven el altruismo – la compasión, la gratitud, el amor y la felicidad.

Fuentes: sott.net(1), sott.net(2)

Esta entrada fue publicada en +Osteopatía, Consciencia, Interesante, Naturismo, Noticias de Salud, Salud y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s